lunes, 24 de septiembre de 2007

EL ÚLTIMO GRITO EN DIETAS

Uno de los propósitos del nuevo curso es hacer desaparecer esos kilitos, producto de un verano de comodidades, excesos y ausencia de deporte. Septiembre, junto a enero, es el agosto de los gimnasios y época de esplendor para las dietas milagrosas y las irregularidades alimentarías. Sin embargo, recientemente ha surgido algo que puede acabar con esos sacrificios peligrosos para la salud si deseamos perder peso, os hablo de las calorías negativas.

Esta teoría está basada en el libro publicado en los noventa “Foods that Cause you to Lose Weight: The Negative Calorie Effect de Neal D. Barnard. Se trata de un descubrimiento relativamente nuevo y aún bajo estudio, su teoría sería la siguiente: alimentos que aportan muy pocas calorías y que nuestro organismo gasta más calorías en la digestión de estos alimentos de las que ellos mismos aportan, esto hace que con el simple hecho de comerlos ya estemos quemando calorías.

Si por ejemplo, si nos comemos 40 gramos de apio, que contiene 7 calorías, nuestro cuerpo quema 30 calorías para digerirlo. Por tanto, perdemos 23 calorías netas de la diferencia entre lo consumido y lo gastado. Principalmente, estos alimentos quemagrasas son verduras y frutas:

VERDURAS: Espárragos, Brócoli, Col, Tomate, Lechuga, Zanahoria, Espinacas, Alcachofas, Coliflor, Calabacín.

FRUTAS: Naranja, Papaya, Piña, Pomelo, Manzana, Arándanos, Fresas, Frambuesas, Mandarinas, Sandía, Melón.

Tomando como referencia esta teoría, Coca-Cola lanzó a finales del pasado año en Estados Unidos de la primera bebida de calorías negativas. En este caso, no sólo tiene menos calorías que las necesarias para hacer su digestión sino que además posee componentes naturales que incrementan la quema de calorías como pueden ser los extractos de té verde, la cafeína y micronutrientes naturales. En colaboración con Nestle, la multinacional compañía lanzó esta bebida al mercado bajo el nombre de “Enviga”.

Según Coca-Cola, si una persona ingiere tres latas de esta bebida puede quemar entre 60-100 calorías. Como era de esperar, el lanzamiento de esta revolucionaria bebida no fue exento de polémica y 900.000 consumidores han demandado a Coca-Cola por falsedad al anunciar su nueva bebida como “quema-calorías”. La verdadera cuestión sería quizás saber también cuáles son los hábitos alimenticios de esas 900.000 personas pues obviamente, no existen bebida milagrosa que palie la ingesta de alimentos menos recomendables.

Como habéis visto, os hablo de una controvertida teoría y que ha levantado gran polémica, según ella, podríamos incluso llegar a decir que cuantos más comemos, más adelgazamos pero obviamente eso no es cierto. Se trata de alimentos muy bajos en calorías, por lo cual, son muy buenos para poder complementar una comida pero en ningún caso tomarlos como alimentos principales. Son todos alimentos muy saludables y antioxidantes pero no ha de cogerse esta información para elaborar una peligrosa dieta a base de ellos. Es muy triste navegar por la red, ver foros sobre alimentación y escuchar barbaridades como restringirse a 120 calorías diarias, una cifra que pone en grave peligro nuestra salud. Debemos de tener mucho cuidado con ello y siempre es mucho mejor si la dieta que deseamos realizar es revisada o compuesta por un profesional. Los desordenes alimenticios son algo actual, expandido y más común de lo que creemos, así que debemos de ser precavidos y sobretodo nunca olvidar que la salud es lo primero.