viernes, 23 de noviembre de 2007

LAS VULPESS

¿Os imagináis qué pudo pasar cuando un grupo llamado Vulpess (zorras en latín) cantaba a gritos "Me gusta ser una zorra" en un programa musical en horario infantil en la España de hace veinticinco años?

Bueno, el grito se puso en el cielo y levantaron una gran polémica y, quizás, ese fue su objetivo logrado. Las Vulpess marcaron un antes y después en el punk español, mostrándose radicales y sin pelos en la lengua.

Un sábado por la mañana, en televisión española, Las Vulpes se dieron a conocer al cantar en el programa llamado "Caja de Ritmos" y dirigido por el crítico musical Carlos Tena. Desde entonces, una auténtica cruzada que terminó por llegarse a hablar de este grupo en el Parlamento. España no estaba preparada para quizás sus letras, descaradas, maleducadas y que proclamaban frases como: "Prefiero masturbarme yo sola en la cama, antes que acostarme con quien me hable del mañana. Prefiero joder con ejecutivos, que te dan la pasta y luego llega al olvido".


El grupo estaba claramente influenciado por grupos como Iggy Pop and the Stooges ("Me gusta ser una zorra" es una versión libre del famosos I wanna be your dog), Motohead, Sex Pistols y Los Ramones entre otros.

Las Vulpess cambiaron la estética Punk, haciendo una moda más provocadora. Vestían cazadoras de cuero que sólo las encontraban en tiendas de moto, correas de perro, cinturones con tachuelas que fabricaban ellas mismas, mallas, minifaldas...

Los nombres artísticos que escogieron estas chicas también son de mención: Anarkoma Zorrita, guitarra, Evelyn Zorrita, cantante, Ruth Zorrita, bajo y Pigüy Zorrita, batería.

En una época de transición de la dictadura a la democracia, este grupo famoso por estar compuesto sólo por chicas no sentó del todo bien y la polémica que generó acabó por destruirlas. El diario ABC las ponía en portada tras su aparición pública en abril de 1983, en aquel programa de música en un horario nada recomendable. El diario reprodujo su letra y criticó duramente el lenguaje que estas jóvenes usaban en sus canciones (algunas de ellas, sólo tenían diecisiete años). Se creó la "comisión por una televisión digna", se habló de ellas en el Parlamento, se pedía prisión para el director del programa por escándalo público, retirando el programa bajo la orden de la fiscalía general del estado.

Las Vulpess fueron las primeras sorprendidas ante tanto revuelo: "Nosotras creíamos que la iban a censurar y pensamos que cuando la emitieran iban a poner pitidos allí donde se dicen las cosas que ahora llaman malsonantes. Cuando vimos que salía íntegra creíamos que las reacciones iban a ser simplemente unas cartas al director de algún periódico, pero no sospechábamos que se armara todo este escándalo". Pese a todo esto, el grupo ya había calado en el público y fue la semilla del inicio del punk rock en nuestro país. Las Vulpess no tuvieron una larga trayectoria, retirándose un año después de este embrollo y con un único single en el mercado. La discografica se declaró en quiebra y ellas no llegaron a cobrar nunca por las ventas de su disco. Las Vulpess también formaron parte de la larga lista de cantantes dados por muertos cuando circuló el bulo de que habían muerto todas en un accidente de tráfico.
En realidad, una sí que murió en 1993 (Lupe). En homenaje a ella, su hermana Loles (también componente del grupo) las reunió a todas de nuevo para realizar en el año 2003 un concierto en homenaje a la desaparecida.

Las Vulpess pasaron a la historia por su osadía, su tema "Me gusta ser una zorra" sigue siendo reversionado por nuevos grupos radicales como Las Perras del Infierno, Glamour to Kill o Naughty Zombies. Un atrevimiento que no pasó indiferente y es que... ¿quién no ha sido zorr@ alguna vez en su vida?

3 comentarios:

Beth dijo...

¡vaya tela! ¡qué mentalidad que tenía la gente antes!, si ahora los niños juegan a médicos y enfermeras con pocos años y ven dibujos animados que se matan entre ellos...

¡Voto porque vuelvan al panorama musical español y canten lo que no cantaron entonces!...

boyzen dijo...

Bueno, hay que reconocer que quizás no era un lenguaje idóneo para un sabado por la mañana. Imaginate los niños, estar viendo Los Frutitis o Los Osos Gummy, que terminen los dibujos y salgan estas "zorritas" (como ellas mismas se llamaban) cantando que le gusta joder con ejecutivos...¿hola?
jejejeje como que no!

Beth dijo...

Un poco heavy si, cierto.

Ey no eran los Frutitis, sino los fruitis jejeje, a mi me gustaba el mochilo, que era el plátano que llevaba una mochila marrón.

:-) buen finde, Salva